Garraio Data
Vigilancia sectorial para el transporte de mercancías y viajeros
Garraio Data
Vigilancia sectorial para el transporte de mercancías y viajeros
Vigilancia sectorial para el transporte de mercancías y viajeros

Administraciones, operadores, fabricantes, especialistas y usuarios debaten sobre el futuro del transporte en autobús

0

• En el I Simposio Transporte en Autobús y Autocar se han abordado los principales temas de interés y actualidad que afectan a este importante sector de actividad, agrupados en 10 mesas redondas integradas por unos 40 expertos de empresas, administraciones y centros de investigación.

• Se han debatido diversos temas, entre los que destacan la utilización de combustibles menos contaminantes, estrategias para mejorar la seguridad y accesibilidad del transporte colectivo, la conectividad como elemento clave en el futuro del sector, la automatización de vehículos y la situación actual del sistema de concesiones en el transporte de viajeros por carretera.

• “Cero emisiones, cero víctimas en carretera y cero barreras” fueron los objetivos que sirvieron como eje para conducir todas las cuestiones planteadas por los ponentes.

El I Simposio de Transporte en Autobús y Autocar que ha organizado INSIA en la Escuela Técnica Superior de Ingenieros Industriales de la Universidad Politécnica de Madrid durante los días 3, 4 y 5 de octubre, se clausuró con interesantes conclusiones sobre el futuro del transporte colectivo de personas, con la mirada puesta especialmente en el sistema de concesiones y en cómo garantizar una movilidad sostenible.

El futuro de la movilidad

Durante el acto de apertura, la secretaria general de Transporte del Ministerio de Fomento, María José Rallo, apuntó a como los temas que se tratarían durante el Simposio están alienados con los objetivos de su Departamento de garantizar una movilidad segura, eficiente y sostenible, destacando también el papel del autobús como un modo esencial y universal para facilitar y garantizar la movilidad de los ciudadanos. Asimismo, defendió que la última propuesta de la Comisión Europea para la revisión del Reglamento 1073/2009 relacionada con el acceso internacional de servicios de autobús, sería “muy perjudicial” para el modelo concesional español, pues comprometería su viabilidad.

Por su parte, el presidente de CONFEBUS, Rafael Barbadillo, destacó como el autobús es un actor clave en el impulso de una movilidad más segura y sostenible, que vertebra la sociedad española conectando miles de poblaciones y colabora en la disminución de las emisiones de CO2, como alternativa al vehículo privado. Así, afirmó que es fundamental seguir impulsado la competitividad de un sector estratégico para la sociedad y la economía españolas, y los ejes que se plantean en el debate, cero emisiones, cero víctimas en carretera y cero barreras, son, en palabras del presidente, “fundamentales para seguir mejorando y construir entre todos el autobús que demandan los viajeros del siglo XXI”. Una afirmación que, tras las 10 mesas redondas celebradas, se ratificó, pues quedó patente que la movilidad del futuro, mucho más responsable, gira en gran parte en torno al transporte en autobús y en autocar.

La primera mesa redonda, abierta por Annabelle Huet, Jefa de Misión de la Unión Internacional de Transporte Público (UITP), trató del transporte colectivo de personas en las políticas europeas, nacionales, regionales y municipales. La Jefa de Misión reforzó la apuesta de la UITP por vehículos de transporte limpios. En relación al Acta Europea de Accesibilidad, destacó que la UITP apuesta por un texto realista que no comprometa la eficacia del transporte público, pues ya cuenta con un alto grado de accesibilidad gracias a inversiones recientes y afirmó que el objetivo del organismo para 2050 es que el 50% de los vehículos sean de 0 emisiones. Asimismo, en cuanto al tratamiento de datos, se mostró a favor del open data y de la protección de la colaboración entre start ups y entidades de transporte público.

La segunda ponencia de la jornada corrió a cargo de Álvaro Fernández, gerente de la EMT, quien puso de manifiesto que “la solución al problema de movilidad no solo está en el vehículo sino en el cambio de comportamiento de las personas”.

En cuanto al caso particular de Castilla y León, el director general de Transportes de la región, Ignacio Santos, puso en valor el servicio de “Transporte a la Demanda”, que “permite satisfacer las necesidades básicas de movilidad en núcleos rurales de baja densidad de población”. Según Santos, “la iniciativa permite ahorrar costes a través de la optimización de recursos”.

Finalmente, la directora general de Transporte Terrestre del Ministerio de Fomento, Mercedes Gómez, proporcionó datos sobre la situación actual de las concesiones de autobús de titularidad estatal, destacando la transparencia con la que se otorgan los contratos, que permite competencia por el mercado, y la valoración positiva de los usuarios. Asimismo, recalcó el papel del autobús como pieza clave para la movilidad de las personas.

La segunda mesa redonda estuvo moderada por Javier González, presidente de ASCABUS, y contó con las ponencias de José María López, director de INSIA, Héctor Olabe, director general de IRIZAR e-Mobility, Josep María Armengol, director de Energía y Nuevos Desarrollos de TBM, y José Luis Planas, Jefe de Oficina de Estudios y Proyectos de ETRALUX. Esta giró en torno al reto de la descarbonización del transporte público mediante el uso de energía eléctrica.

Al respecto, el director de INSIA destacó que España “es un país petrodependiente”, pues “el 94% del combustible usado en el sector es de origen fósil”. El resto ponentes destacaron la labor de sus compañías en la electrificación de los sistemas de transporte comercial para reducir notablemente este porcentaje y reducir el impacto medioambiental de las emisiones de C02, sobre todo en las grandes urbes; labor que, según el presidente de ASCABUS, prueba que “en España se está haciendo un muy buen trabajo en cuanto a la electrificación de transportes, adoptando bien el ritmo de los rápidos avances en tecnología, tanto por parte de los propios carroceros como de los proveedores de servicios de transporte”.

Durante el simposio, también se conversó sobre las tecnologías convencionales de bajas emisiones, en una mesa moderada por Rafael Barbadillo, en la que participaron Manuel Lage, secretario general de AESSGAN, Jesús de la Fuente, gestor senior de Desarrollo de AutoGas, Pedro Silva, gerente de Segas, Jesús Casanova, catedrático de Motores de la E.T.S.I. Industriales de la Politécnica de Madrid, y Vicente Macián, catedrático del Instituto CMT-Motores Térmicos de la Politécnica de Valencia.  El gas natural se perfiló como la opción más ventajosa, tal y como afirmó Manuel Lage: “la solución eléctrica progresará, pero todavía no da solución a todas las necesidades”. Por ello, el gas natural, que facilita la misma autonomía y manejabilidad que los combustibles tradicionales no debe desestimarse”.

La seguridad y la conectividad, temas cruciales para el sector

La seguridad en los autobuses y autocares fue otro de los temas que se abordaron. Así, se habló sobre la evolución de la seguridad en el transporte colectivo de personas en España, con una ponencia impartida por Agustín Pereira, responsable de Homologaciones de Carrocera Castrosua, y sobre las medidas actuales en prevención, detección y manejo de accidentes. En palabras de Eduardo Mayoral, director de Seguridad y Calidad del Grupo ALSA, “más de la mitad de los accidentes son prevenibles. El factor humano es uno de los principales desencadenante, por lo tanto, el margen que tenemos para mejorar la seguridad vial la inversión para mejorar la alta profesionalidad de los conductores de autobús”. El resto de ponentes también coincidió en la necesidad de formar a todos los actores participantes en los servicios de transporte colectivo para reducir notablemente el número de siniestros. Asimismo, se subrayó la importancia de cuidar el diseño de los vehículos, los sistemas de detección y extinción y someter a los vehículos a un mantenimiento exhaustivo, según destacó Laura López, directora técnica del Grupo AISA.

La séptima mesa redonda se centró en la mejora de la experiencia en la utilización de los servicios de transporte colectivo mediante la conectividad. El primer ponente, Gerardo Lertxundi, director de Nuevas Tecnologías de Grupo VECTALIA resumió la importancia de la experiencia de viaje para fidelizar al usuario. “La experiencia de viaje empieza desde antes del mismo viaje”, recalcó. Para ser atractivo desde el comienzo, debe ponerse énfasis en la información facilitada al usuario sobre líneas, trayectos y horarios, así como en plataformas y medios de pago fáciles de usar. Por su parte, Enrique Diego, director de Tecnología de la EMT comentó la importancia de desarrollar herramientas de entretenimiento que fidelicen a la vez que informen a los usuarios de transporte público. Señaló el próximo lanzamiento de EMTing, una app de gamificación y fidelización, que mediante juegos, divertidos sistemas de clasificación y premios a conseguir durante los trayectos, pretende motivar a los ciudadanos a usar el transporte público. Asimismo, Juan Antonio Montoya, director general de Grupo INTERBUS, habló sobre la integración de los servicios logísticos de carga y de personas, destacando como en el autobús el viajero puede transportar casi cualquier tipo de equipaje, sin límite de peso y tamaño.

Autobuses accesibles para todos los pasajeros

Juan José Cantalejo, coordinador de la Comisión de Accesibilidad Universal del Comité de Entidades de Representantes de Personas con Discapacidad del CERMI-Comunidad de Madrid, señaló que “la accesibilidad no es sólo una cuestión que atañe a personas con problemas de movilidad, es un asunto que nos concierne a todos”.

Las siguientes ponencias a cargo de Felipe Jiménéz Alonos, del INSIA, Miguel Ángel Alonso, director general de la División de Mantenimiento de Grupo ALSA, Javier Iglesias, responsable de Cuentas Públicas de EvoBus Ibérica, y José Moreno, gerente corporativo de Operaciones de Mobility ADO, se centraron en la automatización del sector, que, según se avanzó, se encuentra en su fase inicial y que actualmente se están realizando pruebas en parkings y carriles controlados y se estima que, en un futuro, el sector del transporte en autobús podría beneficiarse considerablemente de esta tecnología y, probablemente, aportar soluciones de movilidad mucho mejores que las que proporcionarían los vehículos privados automatizados.

Sobe la situación actual del sistema concesional español de servicios regulares de transporte en autobús, que cuenta con la red más tupida y eficiente de transportes de viajeros en autobús de toda Europa, conectando 8.000 poblaciones, se han destacado diferentes puntos. Así, varios de los ponentes han señalado que la liberalización de este modelo de funcionamiento perjudicaría al actual sistema y, en esencia, al ciudadano que se beneficia del mismo, que actualmente garantiza el servicio a casi todos los pueblos de más de 50 habitantes a unos precios muy asequibles, contribuyendo por tanto al acceso a los servicios básicos del Estado del Bienestar, la sanidad, educación o el trabajo.

Benito Bermejo, subdirector general de Gestión, Análisis e Innovación del Transporte Terrestre de la Dirección General del Transporte Terrestre del Ministerio de Fomento, afirmó que “desde el Ministerio se están llevando a cabo negociaciones con la Comisión Europea para conciliar su propuesta con el sistema concesional con el que se opera en España”. Los ponentes, Carlos González, director general del Consorcio de Transportes de Asturias, José Moltó, subdirector general de Transporte de la Generalitat Valenciana, Miguel Ángel Cuevas, jefe del Servicio de Gestión del Transporte de la Junta de Andalucía, y José Gascón, director general de Movilidad e Infraestructuras del Gobierno de Aragón,  pusieron de manifiesto sus propuestas para la renovación de sus respectivos sistemas de concesión autonómicos.

Todos plantearon la importancia de que se incluya el transporte escolar, actualmente gestionado por la Consejería de Educación, en estos planes, pues este ámbito de gestión se optimizaría en manos de las Direcciones Generales de Transporte. Se insistió también en la importancia de los planes en marcha para maximizar el alcance territorial. Asimismo, los ponentes expresaron la preocupación de que la normativa europea que se está planteando perjudique significativamente estos planes e, incluso, que empeore el sistema actual en detrimento de la población de las zonas rurales más despobladas.

Por su parte, el presidente de ATUC, Miguel Ruiz, se refirió a “la buena noticia” que ha supuesto la aprobación en el Congreso de la petición al Gobierno para que se apruebe una Ley de financiación del transporte colectivo urbano. “Con el apoyo de casi todos los partidos políticos, esta Ley nos impulsará a estar más cerca del objetivo que caracteriza a este Simposio: cero barreras, cero accidentes y cero emisiones”, afirmó.

El Simposio se clausuró con la intervención de la eurodiputada Inés Ayala, que recalcó la calidad que ofrece el modelo concesional español en una orografía extensa y especialmente compleja. Añadió que es prácticamente un “milagro” que, siendo la deuda española tan grande, este sector haya sido capaz de no caer en la necesidad de financiación por parte de la administración. “Estamos defendiendo el modelo español ante el planteamiento de liberalización de la Comisión, quizás “demasiado simplista” para un sistema tan complejo como es el de España. Contamos con el apoyo de países como Alemania, Rumanía, Irlanda o la República Checa y esperamos que en el debate con la Comisión podamos amparar el sistema de nuestro país con éxito”.

Más información aquí: Conclusiones del Simposio

Fuente de la noticia: confebus.org
Si quieres ver la noticia original pincha aquí

Compartir.

Deja un comentario

Entidades Colaboradoras